Helicobacter pylori fue descubierta en 1893 en pacientes afectados de gastritis tipo B dándose como agente causal de la gastritis a Helicobacter pylori.