Terapias del mar

¿Cuáles son los síntomas de la blefaritis?

La blefaritis es la inflamación del borde libre de los párpado, suele ser bilateral pero asimétrica. La inflamación en su origen afecta al borde libre, pero una vez que progresa se verá afectado por completo el párpado. Conoce las causas y los tipos de blafaritis, y tratamientos.

New Call-to-action

¿Qué tipos de blefaritis hay?

Las blefaritis, según el tiempo de evoluciónpueden ser:

  • Crónicas
  • Agudas

Según su localización:

  • Anteriores
  • Posteriores
  • Mixtas

También, podemos encontrar blefaritis específicas.

¿Qué causa la blefaritis?

Las causas de la blefaritis son múltiples. Además, en la mayoría de ellas, existen factores favorecedores. A continuación, presentamos las causas de la blefaritis más frecuentes:

  • Procesos infecciosos, ya sea por bacterias, hongos o virus. Incluso en algunas ocasiones puede ser secundaria a la colonización por ácaros.
  • Enfermedades crónicas como la dermatitis seborreica o la rosácea pueden favorecer la aparición de la blefaritis y su cronificación.
  • La obstrucción de las glándulas de Meibomio, sobre todo en personas mayores, porque con los años las glándulas tienden a obstruirse alterando la composición de la lágrima, facilitando el desarrollo de la blefaritis posterior.

Blefaritis crónica y aguda

Las blefaritis suelen ser procesos crónicos, que en la mayoría de las situaciones afectan a personas mayores, estos cuadros suelen dar una sintomatología menos intensas que las blefaritis agudas, pero son más insidiosas.

Pero en muchas ocasiones lo que se produce en una sobreinfección de la blefaritis crónica, dando el cuadro característico, con mayor componente inflamatorios, siendo una agudización de una blefaritis crónica.

En menor medidas, nos podemos encontrar las blefaritis agudas senso estricto, que aparecen con más frecuencia en niños, asociado a una mala higiene de manos, que al rascarse el ojo pueden provocar el desarrollo de una blefaritis aguda bacteriana o un orzuelo, siendo este último más frecuente.

Síntomas de la blefaritis

Las blefaritis son inflamaciones, principalmente crónicas y de forma difusa, del borde marginal palpebral.

Entre las más frecuentes nos encontramos con:

La blefaritis anterior infecciosa 

Principalmente causada por estafilococos, este tipo de blefaritis se va a dar con mayor frecuencia sobre paciente predispuestos. Como es el caso de los pacientes afectados por dermatitis seborreicaeczemas atópico, dermatitis atópica. En algunos caso, también en personas con psoriasis cuando esta afecta a regiones de la cara, dándose con mayor frecuencia en la mujer.

Clínica

Sensación de cuerpo extraño, ojo rojo por alteración de la producción de la lágrima, escozor y picor en el borde libre del párpado. Aparecerá un intenso eritema con telangiectasias y si la inflamación es importante pueden darse casos de madarosis (pérdida de las pestañas de forma total o parcial), la formación de un orzuelo, triquiasis e incluso evolución a chalazión.

Blefaritis seborreica

Esta está asociada a la dermatitis seborreica, debido al incremento de la formación de escamas que alteran el correcto drenaje de las glándulas del borde palpebral. En particular, las glándulas más afectadas son las de Zeis.

Corynebacterium acnes

Debido al incremento de la producción de las secreciones de las glándulas junto con una descamación más intensa que favorece su colonización, con la consecuente transformación de los lípidos a ácidos grasos, que resultan irritantes para la piel y mucosa ocular.

Clínica

Sensación de cuerpo extraño, quemazón o ardor, formación de escamas untuosas, se produce una irritación y enrojecimiento del borde del párpado, pero de menor intensidad que en las cuadros infecciosos. Las complicaciones que se pueden dar son la sobreinfección y cierto grado de afectación de la conjuntiva que puede terminar por afectar a la córnea, pero es difícil.

Blefaritis posterior

Es debida a la afectación de las glándulas de Meibomio, produciéndose la inflamación y obstrucción, que termina por afectar a la composición de la lágrima y al correcto lubricado del ojo.

Clínica

En este tipo de blefaritis la inflamación la encontramos en le borde palpebral y en el envés del párpado, se forman pequeños quistecillos que podemos observar a ojo desnudo, con la aparición de telangiectasias. Si se exprimen las glándulas por medio de una torunda aparece una secreción espesa.

Debido a la obstrucción crónica, la complicación más frecuente es la aparición de un chalazión que puede recurrir con frecuencia, además como las secreciones están alteradas y la composición de la lágrima requiere de las glándulas de Meibomio, se produce una inestabilidad de la lágrima favoreciendo su evaporación y aparición de ojo rojo por sequedad.

Tratamiento de la blefaritis

El tratamiento consta de unas medidas generales y otras específicas dependiendo de la etiología de la blefaritis. El diagnóstico y tratamiento debe ser el oftalmólogo quien lo determine.

Como medidas generales lo más importante es la higiene ocular.

El lavado del ojo con agua caliente para reblandecer las glándulas del párpado y luego arrastrar con una torunda de forma suave es útil para eliminar los restos de piel y escamas que se forman, de forma que se reducen los riesgo de sobreinfección.

En el  tratamiento específico  se suele emplear mediación tanto tópica como oral, pero claro está, esto es feudo de los especialistas.

New Call-to-action

1 estrella2 estrellas3 estrellas4 estrellas5 estrellas
(3 votos, promedio: 5,00 de 5)

Deja un comentario

No se atenderán consultas médicas *

No hay comentarios

Todavía no hay ningún comentario en esta entrada.